DSV Benjamín 2-0 San José

Este sábado nuestro equipo Benjamín, se enfrentaba al San José en horario matinal de sábado. Un rival colocado en la parte alta de la clasificación.
De inicio formamos con pareja defensiva formada por Nico y Ezequiel, dupla en medio campo con Mateo y Juan, Álvaro y M. Ángel de bandas, Santi como jugador más adelantado y Armando ocupando la portería.
Los primeros 10 minutos fueron de claro dominio visitante, que presionaba nuestra construcción desde nuestra línea defensiva y creaba mucho peligro con disparos desde lejos, pero que Armando logró neutralizar todos con mucha seguridad. Superado el agobio inicial, decidimos emplear un juego menos vistoso pero necesario, con balones hacia las bandas y para el delantero, lejos de nuestra portería. Fruto de este juego directo, tuvimos ocasión de inagurar el marcadorcon disparo de M Ángel, pero el balón fue rechazado por el poste, era nuestro primer aviso. Nacho entró en línea defensiva, pasando Nico al centro del campo. Miguelito ocupó la posición de delantero e Ignacio ocupó el medio centro. Sin goles se llegó al descanso, con igualdad en el marcador y en el juego. Como viene siendo habitual, tras el descanso y tras comentar algunos conceptos tácticos, nuestros chicos empezaban a superar al contrario y a hacerse dueños del partido. Fruto de nuestra mejora, no tardó en llegar el gol en botas de M. Ángel, que tras robo logró marcar ajustando la pelota al palo. Viéndose abajo en el marcador, el San José, intentó redoblar sus esfuerzos, pero estos fueron inútiles ante el gran esfuerso físico, contundencia y labor defensiva de todos nuestros chicos. Nuestro dominio era total en todas las partes del campo, superando a los contrarios en todas las acciones. Una vez más, Nico logró anotar de fuerte disparo ante el que nada pudo hacer el portero rival. 2-0 y la sensación de tener el partido en la mano. En este momento llegó una de las jugadas más destacadas del partido. Acción espectacular de Miguelito sorteando a un contrario con mucha habilidad, pared perfecta con Ignacio y disparo al larguero que habría sido la sentencia definitiva. En los instantes finales, el jugador más peligroso del San José, encaraba nuestra portería, pero Ezequiel en un alarde de entrega y esfuerzo lograba interceptar el balón y evitar lo que parecía un gol claro.
Aunque todos los chico rindiero a un nivel muy alto, esta semana sobresalió Ezequiel por su gran labor defensiva y acierto en todas sus acciones.